Advertisement


viernes, 6 de octubre de 2017

Unipost, tras el referéndum del 1-O. ERE para 500 empleados.



Unipost, la empresa de servicios postales  con sede en Barcelona y que se encuentra desde junio en concurso de acreedores, ha comunicado el inicio de un expediente de regulación de empleo (ERE) justificando causas económicas, técnicas, organizativas y de producción.


La empresa pertenece a la popular familia Raventós, propietarios de la marca de Cava y vinos catalanes Codorniu, aunque no existe 
ninguna relación mercantil entre ambos negocios.

Así, la familia Raventós estudia dos opciones a llevar a cabo: 


  • ERE para 500 empleados.
  • ERE para toda la plantilla con afectación parcial para este número de empleados.

Este despido colectivo afectará a trabajadores de distintos centros de trabajo de toda España, y se prevé que en la reunión que se mantendrá esta semana la empresa precise los centros y el número de empleados afectados.

Con ello se llegaría al desmantelamiento de la empresa tras una nefasta gestión. Incluso Unipost ha tenido, en ciertos puntos del territorio, que contratar a su competidor, Correos, para que le realice los envíos. 

La compañía suspendió pagos con unas deudas de cerca de 50 millones de euros, tras acumular pérdidas de 23 millones entre 2011 y 2015 y reducir su patrimonio neto de los 13,2 millones a los cuatro millones negativos en el mismo periodo.

Todo ello pese a recibir en 2016 un préstamo por parte de laGeneralitat de Cataluña de 4 millones de € ante la negativa de conseguirlo  por parte de la banca. Posiblemente, este sería el pago recibido por participar en la campaña del referéndum del 1-O pararealizar el  servicio postal y que acabó al ser intervenido por la Guardia Civil. Este hecho, ha sido el causante de la rápida pérdida de clientes en el resto de España y ha puesto la puntilla a la malísima situación de la Empresa.

Como siempre, los que sufren la incompetencia son los trabajadores. Y es que hay veces que no es bueno relacionar los negocios con actividades políticas que han sido declaradas ilegales por la justicia.
 

1 comentario:

  1. El plan de nuestros "queridos" jefes era ser la única compañía de correos en la república catalana.
    Con lo que no contaban era con el retraseo del proces y con el caganer del Puigdemont.

    ResponderEliminar